miércoles, 31 de marzo de 2010

Un ENLACE que transforma vidas


El sábado pasado, 27 de marzo de 2010, tuve la grandiosa oportunidad junto a mis compañeros de la Escuela de Derecho, Pedro Cruz y Gabriel Quintero, de poder presentar un taller sobre Derechos Civiles a estudiantes del programa PRO BONO ENLACE.

ENLACE es uno de los programas Pro Bono de la Escuela de Derecho de la Universidad de Puerto Rico. Este programa, particularmente, tiene una visión y misión hermosa sobre el valor y la importancia que debemos darle a la Educación Pública. El programa se ocupa en contactar diversas escuelas públicas en Puerto Rico para que varios de sus estudiantes puedan participar de diez talleres sabatinos sobre diversos temas del derecho en la propia Escuela de Derecho de la UPR.

Más allá de talleres, la dinámica que surge entre los estudiantes de derecho y los estudiantes de las escuelas públicas es excelente. Además de hablar y compartir experiencias e inquietudes, expresan sus aspiraciones de entrar a la universidad y algunos, inclusive, de estudiar derecho. Aunque son estudiantes de décimo y undécimo grado, tienen una capacidad analítica genial y una sabiduría increíble. Es por esta razón que me entusiasma ser parte de este programa, porque sé que estoy ayudando a estos muchachos y muchachas a seguir perseverando y estudiando para alcanzar sus metas de ingresar algún día a la universidad.

La realidad social particular que viven estos estudiantes, la alta incidencia de deserción escolar y los problemas operacionales e institucionales del sistema de educación pública en Puerto Rico son factores que algunos pudieran considerar como situaciones de desventaja, particularmente académica. No obstante, la Constitución de PR en la sección 5 del Artículo 2 establece que "Toda persona tiene el derecho a una educación que propenda del pleno desarrollo de su personalidad y fortalecimiento del respeto de los derechos de los seres humanos y de las libertades fundamentales". Además, se establece en la primera sección del Artículo 2 que "La dignidad del ser humano es inviolable. Todos las personas son igual ante la ley. No podrá establecerse discrimen alguno por motivo de raza, color, sexo, nacimiento, origen o condición social, ni ideas políticas o religiosas. Tanto las leyes como el sistema de instrucción pública encarnarán estos principios de esencial igualdad humana".

Manteniéndonos en una estricta línea de análisis sobre la igualdad humana y el derecho a la educación, deberíamos concluir que estos estudiantes de escuela pública que actualmente participan del programa Enlace y los que no participan también, tienen igual derecho a una educación de excelencia que los rete y los prepare académicamente para enfrentar la Universidad e inclusive, aspiren a estudios graduados. Así, enriqueceremos la academia y las profesiones del país logrando, por ejemplo, lo que la Profesora Érika Fontánez expresó anteriormente "La diversificación de la profesión jurídica y a paliar la falta de acceso a la información sobre el Derecho y esta profesión en las escuelas públicas del país".

Que viva el programa PRO BONO de la Escuela de Derecho de Universidad de Puerto Rico por tener estos maravillosos programas que ayudan, tanto a estudiantes de derecho como a estudiantes de escuelas públicas, comunidades, y otros sectores de la población puertorriqueña en mayor vulnerabilidad y desventaja social.

2 comentarios:

  1. Es realmente un programa hermoso y una oportunidad unica para los y las estudiantes de Derecho de compartir y tocar las vidas de estos jovenes y las de ellos y ellas mismas. Le da sentido a mucho!

    ResponderEliminar
  2. Excelente, Amaris! Como tu mencionas, la dinamica que se da en los talleres es buenisima y no hay nada mejor que escuchar sus aspiraciones, pero sobre todo ver la ilusion que reflejan y el hecho que puedan ver que cuentan con personas que los apoyan.

    Tus comentarios, Amaris, tienen una pertinencia ENORME en estos momentos en que el Programa Pro Bono se ve amenazado. Enhorabuena!

    ResponderEliminar